Sin lactosa

Hacía mucho que no contaba nada de carácter más personal, pero la nueva situación que se me viene encima me agobia un poco. Os cuento…

En febrero tuve que ir al médico de aparato digestivo por recomendación de mi endocrino porque llevaba más o menos desde el verano pasado teniendo problemas digestivos con determinadas comidas. No especifico más para no ser escatológica 😛

La doctora de digestivo me mandó una ecografía abdominal porque pensaba que podría tener piedras en la vesícula, un análisis de sangre para ver entre otras cosas si podría ser celiaca y un test de intolerancia a la lactosa.

En la ecografía se vio que todo estaba bien, no había piedras en la vesícula ni nada raro en ningún otro órgano. El análisis de sangre dio negativo en lo que respecta a la intolerancia al gluten. Pero el test de intolerancia a la lactosa salió positivo y mucho. Al parecer tengo una intolerancia de grado 3 (sobre 4). Casi el máximo.

Por cierto, mira que me dan pánico los análisis de sangre por las agujas, pero el test de la lactosa, donde simplemente había que soplar en unos tubos, es lo peor que he tenido que hacer hasta ahora. Me puse malísima. Tenía que ir en ayunas de 12 horas y el día anterior solamente podía comer carne, pescado y huevos. Nada de fruta, ni verdura, ni hidratos de carbono, nada… Creo que tantas horas de ayunas, unido a que el día anterior no tomé nada de azúcar, hicieron que me levantase con un mal cuerpo horrible y una taquicardia tremenda. Para colmo había mucha gente y tardaron una hora en empezarme la prueba, que consiste en que te dan a beber un bote de lactosa pura y tienes que soplar en un tubo cada 30 minutos. Así hasta 9 tubos. La prueba duró más de 4 horas, con lo cual estuve sin comer nada durante casi 18 horas. Y encima el bebedizo de lactosa me provocó diarrea y unas ganas de vomitar horribles. Y tenía que aguantar porque me dijeron que si vomitaba se cancelaba la prueba y tendría que volver otro día a empezar desde el principio. De verdad, que fue un suplicio…

En fin, que el panorama ahora es no tomar nada de lactosa. Pero resulta que TODO tiene lactosa, hasta las cosas más insospechadas. Me estoy volviendo loca mirando las etiquetas de todos los productos para ver si entre los ingredientes hay lactosa, leche y similares. Me está entrando mucho agobio pensar que no voy a poder comer casi nada y el cuidado que voy a tener que tener en los restaurantes…

Y para colmo resulta que también la mayoría de los medicamentos llevan lactosa. Por lo menos la medicación que yo tomo. He tenido que volver al endocrino para que me cambiase la pastilla para la tiroides por otra sin lactosa, a la ginecóloga para que me cambiase la pastilla anticonceptiva (que no existe ninguna sin lactosa y me lo ha tenido que cambiar por un parche) y a ver qué hago con el único anti-inflamatorio que puedo tomar porque también tiene lactosa y tengo alergia a todos los demás.

¿Alguien que también sea intolerante a la lactosa y me de algún consejo?

Lo que veo (VIII)

Por problemas de salud familiares no hemos podido ver muchas películas últimamente, pero aquí va el repaso de las últimas…

elviajemaslargo   sunshinecleaning   eldesconocido

El viaje más largoHistoria de amor en Carolina del Norte entre el joven cowboy Luke Collins, un antiguo campeón de rodeo en plena vuelta a la competición tras una lesión, y Sophia, una estudiante universitaria a punto de embarcarse en unos meses en su gran sueño: trabajar en en el mundo del arte en Nueva York. En su primera cita Luke y Sophia rescatarán de un accidente a Ira Levinson, un veterano viudo que añora el gran amor de su vida: Ruth.

Al poco de empezar la peli tuve la sensación de que me recordaba mucho a los libros de Nicholas Sparks, así que me dio por buscar en internet y resulta que está basada en uno de sus libros que todavía no he leído… Me pareció muy bonita y hasta terminé llorando en algún momento.

Sunshine CleaningDurante años, Rose fue líder de las animadoras y parecía tener un futuro prometedor, pero actualmente tiene poco de lo que presumir. Ahora es una madre soltera que intenta mantener a su hijo y a su desastrosa hermana Norah con un trabajo como limpiadora. Cuando expulsan a su hijo de la escuela, Rose consigue un trabajo como limpiadora de escenas de crimen para intentar pagar así un colegio privado para el niño. Además, convence a Norah para que le ayude en este creciente negocio. A medida que las hermanas trabajan juntas aprenderán a reconciliar sus diferencias y a superar un pasado problemático además de disfrutar de su aventura empresarial.

No me gustó nada, me pareció súper monótona y aburrida. Es una película como muy plana, no sucede nada emocionante nunca, así que no me enganchó en ningún momento…

El desconocidoCarlos, ejecutivo de banca, comienza su mañana rutinaria llevando a sus hijos al colegio, algo excepcional de lo que suele encargarse habitualmente su mujer. Cuando arranca su coche, recibe la llamada de un desconocido para Carlos, pero que lo sabe todo sobre él. Esta persona le anuncia que tiene una bomba debajo de su asiento y le comunica que tiene apenas unas horas para reunir una elevada cantidad de dinero. Si no lo consigue, su coche volará por los aires.

Al contrario que la anterior película ésta te mantiene enganchado y en tensión todo el tiempo, me gustó.

      

SpotlightEn el año 2002, un reducido equipo de reporteros de investigación del Boston Globe destapó los escándalos de pederastia cometidos durante décadas por curas del estado de Massachussets. La publicación de estos hechos, que la archidiócesis de Boston intentó ocultar, sacudió a la Iglesia Católica como institución.

Aunque es una película muy larga y bastante lenta, me gustó y me indignó. Bueno, no me indignó la película sino el tema, ya que la peli está basada en hechos reales. Me repugna pensar que alguien pueda abusar de niños inocentes, me da un asco tremendo y me pone de una mala leche… Y más si los que lo hacen son los que van de abanderados de la bondad y eso…

TrumanJulián y Tomás, dos amigos de la infancia que han llegado a la madurez, se reúnen después de muchos años y pasan juntos unos días inolvidables, sobre todo porque éste será su último encuentro, su despedida.

Me pareció una peli bastante dura por la temática, habla del cáncer, de la amistad y de las últimas voluntades de una persona en sus últimos días. Esas cosas en las que ninguno queremos pensar…

BrooklynEn los años 50, la joven irlandesa Eilis Lacey decide abandonar Irlanda y viajar a los Estados Unidos, concretamente a Nueva York, donde conoce a Tony, un chico italiano con el que comienza a salir y del que se enamora. Pero, un día, a Eilis le llegan noticias de una triste noticia familiar y tendrá que decidir entre quedarse en su nuevo país o volver a su tierra natal.

Me gustó mucho, es una película muy bonita. Y te hace pensar en lo duro que debe ser para todas esas personas que se ven obligadas a emigrar, a abandonar su país y a sus seres queridos, en busca de un futuro mejor…

El sacrificio de los libros (Book Tag)

El post de hoy es un Book Tag que hace tiempo vi en el blog de Naiara y le prometí que lo haría en cuanto tuviese algo de tiempo… Me gustó porque me pareció muy original, se trata de “sacrificar” libros en cuatro situaciones diferentes.

 

ESCENARIO 1

El libro sobrevalorado o con promoción exagerada

Ha llegado el apocalipsis zombie. Estás en la librería comprando libros y aparecen los zombies, pero os dicen por megafonía que el ejército ha descubierto su debilidad y esta son los libros sobrevalorados. ¡Estamos salvados! ¿Qué libro, en tu opinión, totalmente sobrevalorado le lanzarías a los zombies para defenderte? 

El primer libro que me ha venido a la mente es La chica del tren, al que tanto bombo se le ha dado en los últimos tiempos con el lanzamiento también de la película basada en el libro…

Tampoco es que no me gustase pero no me pareció tan genial como decía todo el mundo. La protagonista me cayó mal desde el principio, me transmitía una sensación agobiante que no me gustaba nada. Ya sé que la pobre tenía un problema muy grande con la bebida, que no lo podía evitar, pero a mí no me gustó y no empaticé con ella. Me resultó un alivio llegar a las últimas páginas y deshacerme de ella.

 

ESCENARIO 2

Una continuación de una saga

Acabas de salir de la peluquería después de haberte gastado una pasta, y empieza a llover como si estuviésemos en pleno diluvio universal. ¿Qué continuación de saga (sea segundo, tercero o el número de libro que sea) usarías como paraguas para proteger tu peinado?

Hace ya años que leí La sombra del viento, de Carlos Ruiz Zafón, empujada por la fama del libro del que todo el mundo hablaba maravillas. No sé si yo soy muy rarita, pero a mí el libro no me pareció nada del otro mundo, ni fu ni fa.

Pero lo peor es que la masoquista que debo llevar dentro se empeñó en leer los dos siguientes de la saga: El juego del ángel y El prisionero del cielo. Tampoco me volvieron loca… Y claro, como ésta masoquista que os digo que llevo dentro no puede dejar nada a medias tendré que leer la cuarta parte que ha salido hace no mucho: El laberinto de los espíritus. Pero vamos, que utilizaría cualquiera de ellos para protegerme de la lluvia sin problema 😛

 

ESCENARIO 3

El clásico

Estás en clase de lengua o literatura y el profesor o la profesora no deja de elogiar ese clásico de la literatura que ha cambiado el mundo, pero que tú sabes que es intragable, así que lo arriesgas todo y se lo lanzas a tu profesor a la cabeza. ¿Qué clásico sería ese?

Sin lugar a dudas El Quijote. En el colegio me obligaron a leerlo y no pudo haber tortura mayor que esa.

Cada semana teníamos que entregar un resumen de varios capítulos y lo recuerdo con horror. Más que nada porque me costó un mundo entender algo en ese castellano antiguo, así no habían quien se metiese en la historia… Y a punto estuve de terminar tan loca como el personaje xD

Con gusto se lo hubiese lanzado a la cabeza a mi profesor…


ESCENARIO 4

Tu libro más odiado

Sacado de la película «El día de mañana», estás encerrado en la biblioteca de tu ciudad y te dicen que la única forma de que sobrevivas al cataclismo que se acerca es que empieces a quemar libros para mantenerte caliente. ¿Cuál es tu libro menos favorito y el primero que echarías a la hoguera?

Por más que me estoy estrujando el cerebro creo que no tengo ningún libro que odie, lo que se dice odiar no…

El que me viene a la cabeza es un libro que leí el año pasado y que no me gustó nada. Se titula El pensionado de Neuwelke. Me pareció soporífero, aburrido, no me gustó ni el tema ni cómo estaba escrito… Pero me parece un poco fuerte decir que lo odio.

Tenía pensado leer otro libro del mismo autor que vi recomendado en algún blog, pero me parece que ya no lo haré.

 

PD: Si alguien se anima a hacerlo que me avise, tengo curiosidad por saber qué libros sacrificaríais vosotros… Y por cierto, espero que nadie se sienta ofendido por mis elecciones si a alguno os gustan estos libros, ya sabéis que eso de los gustos es muy personal y cada uno tenemos los nuestros 😉