Sad

Lo primero de todo quería pediros disculpas por no haber visitado vuestros blogs ni haber dejado comentarios durante los últimos días. La razón es que me marché de vacaciones bastante antes de Semana Santa y no tenía ordenador. Dejé entradas programadas en mi blog porque me daba pena dejarlo abandonado durante este tiempo, pero ya he vuelto y espero ir recuperando el tiempo perdido y devolviendo visitas y comentarios. Lo intenté ayer, os visité a muchos y traté de comentaros pero no sé por qué mis comentarios no aparecieron. Creo que sobre todo me pasó con los que tenéis vuestro blog en Blogger y Blogspot, espero que se solucione pronto lo que sea que esté fallando…

Por otra parte, las vacaciones en general han estado bien, siempre se agradece un cambio de chip y más cuando llevaba tanto tiempo aguantando la lluvia en Madrid y cambias a playa y solete.

El primer día en la playa empecé a tomar la medicación que me mandó la reumatóloga para la enfermedad del tejido conectivo y la verdad es que al principio todo iba fenomenal pero al llegar casi a la tercera semana empecé a sentirme fatal. Pero mal, mal… De repente un día me desperté de la siesta con un dolor horrible de articulaciones y músculos, como cuando estás con gripe pero multiplicado por mil. Y ello acompañado además de pinchazos en el vientre y un mal cuerpo y unas náuseas tremendas. Durante dos días no pude salir de la cama porque no podía casi ni moverme.

¡Ah! Se me olvida que además de repente me entraba un frío de muerte que me hacía tiritar y al rato pasaba a sentir como si mi cuerpo irradiase un calor abrasador. Me tocabas y parecía que tenía fiebre. En fin, sentía como si de repente mi cuerpo se hubiese vuelto loco.

Al tercer día pude salir de la cama porque ya no me dolía tanto el cuerpo pero seguía con pinchazos en la tripa, muy mal cuerpo y ganas de llorar a todas horas. Yo sabía que todo eso tenía que ver con la medicación, así que busqué en internet con el móvil reacciones que tuvieran otras personas que también tomen ese medicamento y tachan… muchas personas se habían sentido igual que yo en torno a la tercera semana, los mismos dolores, el mismo malestar… Lo bueno es que también decían que poco a poco el cuerpo se acostumbra y empiezas a sentirte mejor.

Ese mismo día, otra vez al levantarme de la siesta me di cuenta de que tenía las manos un poco hinchadas, las yemas de los dedos rojísimas y ardiendo y empezaban a picarme. Al rato empezaron a picarme también los talones… Y más tarde me picaba horrores la cabeza. Hubiera pensado que me estaba dando una reacción alérgica de no haber sido que me leí el prospecto (cosa que nunca hago para no sugestionarme) y vi que era normal sentir picores.

Y bueno, ya estoy de vuelta y así sigo: con picores de manos, pies y cabeza, manos rojas, náuseas y mal cuerpo de vez en cuando y lloro por cualquier tontería. Intento animarme, pero de momento no lo consigo. Lo que más me fastidia es lo de echarme a llorar cada dos por tres, porque sé que estoy llorando por absurdeces, pero no puedo evitarlo ni controlarlo.

Espero que mi cuerpo se acostumbre pronto a la medicación porque según me dijo la doctora voy a tener que tomarla durante mucho tiempo.

Siento todo este rollo que os he soltado…

Anuncios

14 pensamientos en “Sad

  1. ¡Hola cariño!
    No pidas perdón por contar algo nunca, tenías que desahogarte y lo has hecho y esoestá fenomenal.
    Espero que tu cuerpo se acostumbre pronto a la medicación y se vayan esos picores y dolores y vuelvas a estar bien.
    Lo de llorar por tonterías… hasta yo lo hago muchísimas veces aún sabiendo que es por nada, pero es algo que no podemos controlar jaajaja
    Un besote corazón.

    Le gusta a 1 persona

  2. ¡Hola Alize!
    Jolín que rabia que tengas que estar así. De verdad, hay algunos médicos que te dicen eso de “ajo y agua” y se quedan tan panchos. Espero que el medicamento no te siga dando tantos problemas. Es muy incómodo desde luego.
    Mira, el blog está para eso ¿no? Lo mismo nos quieres contar qué ver en NY que quieras desahogarte. A mí ambas cosas me parecen perfectas.
    No te desanimes, llorar es muy común y necesario. Estar sensible no es un pecado. Si alguien no lo entiendo que se j… 😀
    ¡Besotes y mucho ánimo! Ya nos irás contando.

    Le gusta a 1 persona

  3. ¡Hola! ^^
    Espero que dentro de lo que cabe hayas disfrutado de estos días de vacaciones. Y sobre todo, que te encuentres bien lo más pronto posible. Es para lo que debería servir la medicación, y no para hacerte sentir peor 😦
    Besos!

    Le gusta a 1 persona

    • Lo pasé muy bien hasta que empezaron los dolores, en los últimos días de vacas… Afortunadamente empiezo a sentirme mejor, parece que mi cuerpo va asimilando la medicación poco a poco 🙂
      ¡Besazos!

      Me gusta

  4. ¡Hola bonica! Te entiendo totalmente con lo de la medicación. Yo tengo hipertiroidismo, una enfermedad hormonal que hace que produzca muchas más hormonas de las que mi cuerpo puede soportar, por ello llevo años medicada. Al comenzar con las pastillas me sentía muy hinchada, comencé a llorar por cualquier tontería, a verme gorda y horrible (cuando no lo era), no quería salir de casa ni siquiera de la cama. Por suerte todo ese proceso pasó con el tiempo y aunque ahora cada vez que me cambian la dosis vuelvo a sufrir esos días, tan solo duran una semana y vuelvo a ser la misma de siempre. Mucho ánimo con la medicación y mucha paciencia, porque al final tu cuerpo acabará adaptándose y no te afectará tanto.

    Un besazo enorme y nos leemos. ^^

    Le gusta a 1 persona

    • Yo tengo hipotiroidismo y también tomo medicación para ello desde hace unos cinco años… Aunque por suerte no tengo ninguno de los síntomas que debería tener, me lo descubrieron por casualidad en un análisis…
      Esto de los efectos secundarios de algunas medicaciones es una mierda, no entiendo que para arreglarte algo te descompense totalmente otras cosas y a veces provoque también cambios emocionales 😦
      ¡Muchas gracias por los ánimos y otro besazo grande para ti! 😉

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.